Relatos sorprendentes

El rincón de los contadores de historias…

REVUELTA 11 enero 2014

Filed under: Últimos post — sipabar @ 20:56
Tags:

La ventana entreabierta filtra el aroma del índigo en aquel mediodía tórrido para la memoria. Con las manos atenazadas, escribe apresuradamente una carta de despedida y justificación. Estremecido, escucha con pavor los pasos frenéticos sobre las escaleras de la vieja casona. En el fondo del escritorio, una acuarela le trae recuerdos, la infancia parisina, tan lejana del odio abismal, la cabeza empalada de Boukman le mira desde la distancia. El sudor perla las sienes agónicas, arden los cafetales en una catarsis cataclísmica. El tumulto revienta la pertrechada puerta. Sólo acierta a descubrir el rostro inmisericorde del negro cimarrón de orejas mochadas que aterroriza sus pupilas. La tinta se desparrama sobre el papel inconcluso.

¡Canga, bafio té!

¡Canga, mouné de lé!

                                                                                                                                                                                                                                                                                                        
Safe Creative #1311249424533

Anuncios
 

NOSTALGIA DE SEFARAD 10 enero 2014

Filed under: Últimos post — sipabar @ 20:24
Tags:

Un ceñido traje de falda-chaqueta insinúa unas proporciones armónicas. Las volutas de humo del cigarro traspasan el cabello acunado por la brisa marina. Apoyada en la balaustrada de La Corniche se entrega con calma al necesario ensimismamiento, los pensamientos se amalgaman con la luz del crepúsculo que la envuelve; se otorga la nostalgia pertinente, tal como el náufrago abraza la tabla salvadora, nostalgia que es suya y que fue amamantada por sus antecesores, los Prisioneros de Sion.  Las últimas familias recogen pausadamente los enseres depositados sobre la arena, el color anaranjado pincela los cristales de los edificios, los vendedores de flores revolotean por los alrededores, apoyada en la balaustrada revive la historia. Siente Alejandría como cualquier egipcio, pero en el fondo de su bolsillo concede un espacio a la memoria tamizada por el tacto y el sabor de un trozo de pan ácimo. Eurona Hakim sabe bien que de su cuello cuelga la Maquen David. Unos ojos verdes contemplan el mar fraternal que entrelaza un destino común, el mar que explica y vivifica sus actuales coordenadas. El olor a fritanga se entremezcla con la densidad de una evocación. Un mar que en sus moléculas almacena sin rencor una sentencia ignominiosa: “Combatir la herética pravedad que conlleva el contacto entre judíos y cristianos”. Conjurando el sufrimiento de sus ancestros, como una salmodia su boca balbucea las sagradas palabras del Qadís. Siempre escuchó que pertenecía al pueblo elegido, incomprendido y desparramado, tal como la encrucijada que es su vida actual la contempla. Evoca las graves palabras que ha vertido su marido desde unos labios crispados, tan incapaz de entender el ansia de libertad compartido con los que dejaron Sefarad y que como ellos, para no abrazar una fe impuesta, no debe olvidar quién fue en las tierras que les entregó sus tardes y sus mañanas. Sólo reclama un descanso, el necesario sosiego, la paz necesaria para enfrentar la nueva vida conquistada, el horizonte entrevisto en noches sin término. Desde la hondura de las Doce Tribus de Israel, sabe Eurona Hakim que la aguarda su Canáan particular. Mañana es Sabat y todo marcha como debe. El tacto y sabor de un trozo de pan ácimo.
Safe Creative #1311299458656

 

ENSIMISMAMIENTO 7 enero 2014

Filed under: Últimos post — sipabar @ 18:56
Tags:

El aroma de la medialuna los fines de semana, embadurnada sin prisas con la mermelada de ciruela, retrotrae a espacios de la niñez, frontera de la memoria en que uno se ensimisma, las volutas del vapor del Cola-Cao hirviendo, las risas nerviosas del desayuno antes de partir hacia el colegio. Uno no deja de preguntarse si los actos repetidos que nos impone la dictadura de la rutina, no son sino las arenas movedizas de una vida que preserva de una realidad inabarcable en su vastedad, tal como la vieja mucama evita que el pequeño al que ayudó a criar, pise los charcos de agua que una mañana lluviosa ha dejado sobre el pavimento. El aroma de la memoria nos ensimisma en los tiempos de la inocencia.

Safe Creative #1311309461508

 

JARDÍN DE SABIDURÍA 6 enero 2014

Filed under: Mis relatos,Página de autor — sipabar @ 17:56
Tags:

La pesadumbre se entremezcla con las primeras luces del alba. Tamizado por la cortina, el amanecer desparrama sus madrugadores rayos sobre la cama donde duerme la hija. Unos gorriones alborozados por la clara mañana de junio, no distraen la firme determinación de Aurora. Una noche en vela, la profecía inacabada en que convirtió su vida, se refleja en un rostro sin lágrimas, abotargado, máscara de dureza y frustración en que los días han desembocado, a pesar de la planificación sin límites que llevó a cabo en la más completa soledad. Nada sabe del destino concitado, ni del azar con que se vierte la arena en la clepsidra de oro que es el tiempo.

Con repugnancia rememora las tardes en que el viento golpeaba las contraventanas de la casita de Ferrol, en aquellos encuentros que tanto repudiaba con el donante elegido de células germinales, los hombres para nada más servían. Ella, elevada a los altares de Fourier y Saint Simon, no concibe otra existencia que la pergueñada, la fatalidad del que se cree Supremo Arquitecto de vidas y haciendas, sin poder percatarse de que los dados con los que juega están trucados de antemano. La vida conspira contra sus planes. Unas manos crispadas impulsan la mecedora, el mismo frenesí que aplicó a su pedagogía extrema y con el que acunó una obra que el espejo no acierta a contemplar, más ocupado en las imperfecciones de la superficie. En su ajedrez particular, una partida perdida desde el inicio, tras decidir su juego y el de su hija, no pudo evitar que sucumbiera a las influencias externas, la maldad del mundo se le interpondría en sus mesiánicos designios. Nunca por nadie doblegada, no podía permitir que la figura de arcilla tuviera vida propia, tan arduamente modelada. La noche es larga y la misericordia se apiade, aborreces Aurora el polvo que es la vida humana.

Irrumpe la primavera en Madrid. Cavila febrilmente, nada redime el sueño de prodigio que la sombra cobijó. Ruidos en la calle. Se despierta el propósito, nada la detiene, pues los actos de los hombres ni el fuego ni los cielos merecen. Con cálculo certero, aproxima el arma a la sien izquierda del jardín de sabiduría y descerraja dos disparos a su obra inconclusa, otro en el puro corazón, hay qye cerrar las puertas a un devenir inesperado. Lo demás es historia. Ella que de joven quiso crear un falansterio, arduo camino por el que has transitado, Aurora Rodriguez.

Safe Creative #1311249426278